Tiempo al tiempo

Por José Reyes

jose Reyes escritor fotoNos encontramos otra vez

Al filo de la media noche,

Tus ojos se incrustaron en los mío

Como la sombra en un eclipse de sol.

 

Sentí en la convulsión del cosmos

La tempestad de nuestro amor,

Soplando la hojarasca de nuestro miedo

Mi alma se dejó guiar por ti hasta el infinito.

 

Apelamos a lo nuestro… un amor prohibido

La llama que había encendido nuestro idilio,

Envueltos en el deseo sublime de esta locura

Se encontraron los contornos de nuestros labios.

 

La noche transcurrió sin darnos cuenta

Pues las horas no se contaron por minutos,

Sino por el péndulo de tus caricias

Y el tic tac de mis versos en tus oídos.

.

Más allá del sabor de tus labios

Logramos encontrar el milagro de nuestro sueño,

Lo acordado sucedió

Nos besamos con locura.

Hasta que nuestros labios obtuvieron

Sabor a mango Banilejo.

 

Quemamos nuestra primera vez

Como un ritual de incienso en una cofradía,

Lentamente pero constante

Como el arroyo que fluía de mi cuerpo.

 

La noche ya extinta

Dejó espacio tan solo para lo imaginado,

La madrugada cómplice se retardó en el tiempo

Volvimos a intentarlo nuevamente.

Dejando allí la humedad de nuestros cuerpos

Más allá de todos los temores.

 

Permanecimos abrazados hasta alba

Apretando entre nosotros un silencio largo

Llegado de la nada entre besos mudos,

Al despertar me enteré

Que solo los sueños entran cuando quieren

Sin obtener permiso de la noche.

De mi poemario: El color del olvido.